Apple tiene un verdadero rival en China

La compañía se llama Xiaomi Technologies y causa furor por vender productos "exclusivos". Su líder viste jean y camiseta negra, al estilo de Steve Jobs... ¿Algo más que decir?

Se llama Xiaomi Technologies y Lei Jun, su gurú, se viste como Steve Jobs. Pero no es la apariencia lo que lleva a pensar que esta compañía china con menos de tres años de existencia es la elegida para destronar a Apple en un futuro no muy lejano. Valorada en 4.000 millones de dólares, Xiaomi está causando un furor similar al de los "Apple fanboy".

¿La receta? La ha legado Steve: vender los productos como si fuesen únicos y convertir en una especie de credo esa sensación de exclusividad. No en vano Jun le dijo a Reuters un orgulloso "los medios de China dicen que soy el Steve Jobs chino. Tomaré esto como un cumplido, aunque estas comparaciones traigan una presión gigante". Y se apresuró en aclarar que, mientras Apple nació para desarrollar hardware, el corazón de Xiaomi está en Internet.

Pero eso no es del todo cierto.

En su primer mes de lanzamiento, el Xiaomi Phone 2, el más reciente de la compañía, ha alcanzado 300.000 ventas. Y no es para menos: se trata de un móvil en condiciones de competir contra el Samsung Galaxy S3 y el iPhone 5, pero que puede venderse al público en unos 370 dólares.

Ser "exclusivos" como se ve, trae ventajas. Xiaomi Tecnologies evita replicar los modelos de Huawei, ZTE o HTC, que se fundamentan en dar los primeros pasos a través de mayoristas que ayuden a vender por volumen. La compañía de Jun vende online y en lotes pequeños, lo cual aumenta la expectativa y genera la demanda a niveles asombrosos: el primer lote de 50.000 Xiaomi Phone 2 puesto a la venta días después de su lanzamiento se agotó en tan sólo dos minutos.

Pero no sólo se venden tratos tecnológicos. Hay una celebridad en ello: Lei Jun.

El líder de la compalía tiene unos cuatro millones de seguidores en la red de microblogs más popular de China, Weibo. Allí, siembra y cosecha constantemente la curiosidad de su audiencia, comentando anticipos de productos y fechas de lanzamiento y así cumple el fundamento de su empresa: "dar a los clientes grandes sorpresas".

A Xiaomi no le faltan padrinos. En junio recibió 216 millones de dólares del fondo soberano de riqueza de Singapur y de algunos amigos de Lei, según medios locales. Además, las declaraciones de Hans Tung, socio de Qiming Venture Partners, ha apoyado a Xiaomi con la idea de que "China está en el momento de tener su propio Apple, HTC o Samsung".

Y lo puede. La compañía, nacida en abril del 2010 y que comenzó a vender móviles inteligentes en octubre de 2011, está a punto de alcanzar los 7 millones de unidades vendidas este año, un claro exceso a su objetivo de vender 2 millones.

Aquí el vídeo de una reciente presentación de la compañía:

Ver en YouTube

¿Les parece que Xiaomi Technologies llegará a competir en el terreno de Apple o Samsung? ¿Qué opinan de Lei Jun y su estilo tan similar al de Steve Jobs?

Link: Lei Jun, Founder Of Xiaomi, Might Just Be 'China's Steve Jobs'. (Huffington Post)

powered byDisqus