MWC13: Asus fonePad, un "no, gracias" de 7 pulgadas [A Primera Vista]

Un producto de gama media con prestaciones medias y un tamaño innecesariamente sobre la media. Estas son nuestros primeros apuntes sobre el nuevo producto de la taiwanesa.

A veces da la impresión que las compañías evolucionan sus productos bajo una lógica sencilla: Toma lo antiguo, da vuelta un par de cosas y véndelo como nuevo. Y aunque eso pareciera, en el caso de Asus no fue así. Hoy no sólo lanzaron la evolución del Padfone, sino también el fonePad, un producto que también integra un Tablet y un Smartphone, pero con un acercamiento totalmente distinto al de su anterior lanzamiento.

El concepto es sencillo: Es un Tablet de 7 pulgadas con capacidades de teléfono tal como lo que esperarías de algo que está basado en Android.

A Primera Vista, el Asus fonePad luce casi tan bien como del Padfone... pero desde lejos. Cuando te acercas notas que sus materiales son mucho menos Premium que lo que acostumbra la marca. Su pantalla IPS de 7 pulgadas tampoco es la mejor, y su resolución -- acorde con el segmento de 7 pulgadas -- podría haber sido mejor para volcar la balanza a su favor en ese aspecto.

Contrario a lo que uno podría pensar, en la mano el fonePad se siente menos bultoso de lo que parece, pero no hay que engañarse... Al hacer el ejercicio de conversar como si de un Smartphone se tratara con este armatoste no se puede obviar que el tamaño es simplemente sobredimensionado.

Como Tablet funciona bastante decentemente y responde de buena manera gracias a su chip Intel, pero el resto de sus prestaciones distan mucho de estar cercanas a las líderes del segmento. Como Smartphone tengo mis reparos, y ni hablar de la cámara pues con 3 MP simplemente no es suficiente ni estamos ante la calidad que uno esperaría en un teléfono inteligente de características avanzadas.

El fonePad es un producto a medias. No estoy diciendo que sea mediocre, sino que ha sido finalizado a medias. No es un concepto totalmente maduro, tiene características poco relevantes en la industria y falla en plantear una real novedad en un mercado donde esta clase de híbridos comienzan a resurgir tras el primer apogeo de los tablets con teléfono por allá en 2009/2010, entregando una experiencia poco satisfactoria en cada aspecto que pudieras imaginar.

Agregar capacidades de llamado a un Tablet de 7 pulgadas no era cómodo en esa época, y no lo es ahora. No.

Su precio podría ser lo único relevante de este anuncio. 249 dólares por un producto que suma de forma poco convincente dos productos en uno. En un mercado donde los tablets de 7 pulgadas bajo 200 dólares están ayudando a botar barreras de entrada para mejorar el acceso a productos de nueva generación en múltiples mercados, productos como el fonePad pueden entregar una lectura equivocada de hacia dónde va la industria.

Con el Padfone lo han hecho muy bien, aunque falta mejorar la ejecución de tareas más avanzadas. Con el fonePad la cosa no es tan así, dejándonos deseando mucho más de lo que finalmente el equipo entrega. Tal como todo nuevo producto de la taiwanesa, no nos queda más que esperar su rápida evolución y -- quizás -- en IFA una segunda versión pueda llenar de mejor manera los vacíos que la primera está dejando siquiera antes de su puesta a la venta.

Igual veremos la opción de revisarla completa en nuestro W Labs.

Vamos Asus, puedes hacerlo mucho mejor que esto.

powered byDisqus